Un Cannes a la antigua usanza

Toda la actualidad cinematográfica

¿No puedes verlo bien? Prueba a abrirlo en tu navegador

Newsletter Cine EL PAÍS
Viernes, 4 de junio de 2021

Contra la pandemia, Cannes saca pecho de sus grandes creadores

Gregorio Belinchón

Contra la pandemia, Cannes saca pecho de sus grandes creadores

Apichatpong Weerasethakul y Tilda Swinton, en el rodaje de ‘Memoria’.

El año pasado no hubo Cannes. Aunque su delegado general, Thierry Frémaux, luchó todo lo que pudo por sacar adelante un festival, finalmente acabó anunciando una lista de películas que hubieran pasado por La Croisette: ahí estaban, por ejemplo, la ganadora del Oscar Otra ronda, del danés Thomas Vinterberg; la colombiana El olvido que seremos, de Fernando Trueba, o la triunfadora (hasta cuatro premios se llevó) del festival de San Sebastián, Beginning, de la georgiana Dea Kulumbegashvili. Dentro de un par de párrafos volveremos con esta cineasta, que estos días acaba una residencia artística en San Sebastián, pero primero vayamos con Cannes.

Este verano habrá Cannes. Desde el 6 de julio, con toda la calor, y con test de antígenos cada 48 horas para quien no esté vacunado. Pero con una sección oficial muy potente: Frémaux ha contado con títulos que estaban esperando desde hace años a estrenarse en Cannes. Como Benedetta, de Paul Verhoeven, que se rodó en 2018 y se pospuso primero por un accidente de su director y luego por la pandemia; como Memoria, de Apichatpong Weerasethakul, rodada en Colombia con Tilda Swinton; como Crónica francesa, de Wes Anderson; como Isla Bergman, de Mia Hansen-Løve… Hasta tres Palmas de Oro compiten de nuevo por el premio. Poco estadounidense, eso sí (Sean Penn y, cuidado porque es un título muy esperado, Sean Baker), y todo el who is who del cine de autor europeo. Ante tanto despliegue, se han inventado la sección Cannes Premières, para que algunos grandes (Hong Sang-soo, Mathieu Amalric, Andrea Arnold o Arnaud Desplechin) proyecten, sin agobios competitivos, sus nuevos trabajos. Y con poco o casi ningún nombre latinoamericano. Eso ha dolido, Thierry.

Málaga, ¿radiografía del cine español?

Ya llevan 24 ediciones, y la pasada se realizó justo en verano, cuando hubo un oasis en la pandemia (oasis con espejismo). El festival de Málaga arrancó ayer provocando un montón de dudas: ¿de verdad esta es la radiografía del cine español? Porque si es así, está para una UCI. Algo más de interés provocan los títulos latinoamericanos y los documentales, pero el equipo de programación tendrá que darle una vuelta en 2022, que además cumple 25 años, a la selección española, porque es dolorosa.

Una mujer posa junto a un cartel de José Coronado en la exposición 'Cine de cerca' en la calle Marqués de Larios, en Málaga.

Una mujer posa junto a un cartel de José Coronado en la exposición ‘Cine de cerca’ en la calle Marqués de Larios, en Málaga. / García-Santos

Pasión por Chillida

Acabo este recorrido de la semana con Dea Kulumbegashvili, que está en Tabakalera de San Sebastián realizando una residencia artística, que incluye la escritura de su siguiente guion y la creación de una instalación para una exposición en 2022 en la institución cultural. Iba para ver arte, descubrió el arte vasco y ahora está enamorada de Chillida. Este periodista pudo acompañarla hace 10 días toda una tarde por Chillida Leku, el museo que creó el escultor para su obra, y allí vi a Kulumbegashvili emocionada, absorbiendo las sensaciones que le transmitían las obras y los comentarios de Mikel Chillida, nieto del genio, y guía en esas horas soleadas por una campa mágica.

Dea Kulumbegashvili, en el Chillida Leku.

Dea Kulumbegashvili, en el Chillida Leku. / Javier Fernández

De coda final, un magnífico reportaje de Tommaso Koch sobre los coordinadores de intimidad, dedicados a garantizar que el rodaje de secuencias eróticas respete tanto a los actores como la visión del director. Su presencia se multiplica en EE UU y piden que sea normal en cualquier plató.

Entre los estrenos de la semana, me detengo en estos tres:

SUEÑOS DE UNA ESCRITORA EN NUEVA YORK. Philippe Falardeau

A Carlos Boyero esta película le ha entretenido sin más. El filme recoge el testimonio de Joanna Rakoff, una chica con ambiciones literarias cuyo primer trabajo en Nueva York, en la agencia que representaba al mítico escritor, consistió en responder a las cartas que enviaban sus admiradores. Se basa en hechos reales, y hay que reconocer que juega con dos bazas: una irresistible Sigourney Weaver y la figura siempre enigmática de J. D. Salinger.

THE GOOD TRAITOR. Christina Rosendahl

Dice Javier Ocaña: «Cojea en demasía en su visualización, particularmente en los momentos en los que aúna los sonidos de la guerra en Dinamarca y el Reino Unido con la imagen del lujo, piscinas y martinis, en el lejano Washington, una buena idea con una mala ejecución». Pero tiene un protagonista fascinante, el diplomático danés Henrik Kauffmann, que encabezaba la legación danesa en Washington a finales de los años treinta. Casado con la hija de un almirante estadounidense, tenía acceso directo a Franklin Delano Roosevelt. Cuando el ejército nazi entró en Dinamarca, el país se rindió sin luchar, para no ser devastado. Y empezando por el Gobierno danés y el rey, todos se postraron ante Hitler. Menos Kauffmann, que en Washington decidió declararse independiente y encabezar una Dinamarca libre y democrática. “¿Era un patriota? ¿Un oportunista? Tal vez todo, pero es cierto que si hubiera vuelto a su país, como reclamaba su ministro, le habrían ejecutado”, explica Ulrich Thomsen, el actor que le da vida, y uno de los grandes del cine europeo, en una entrevista para EL PAÍS. Y además su vida privada fue entre bulliciosa y escandalosa.

KAREN. María Pérez Sanz

Según Elsa Fernandez-Santos, «la directora María Pérez Sanz construye con muy poco una película llena de presencias, fantasmas y recuerdos. Una mujer universalmente conocida por su seudónimo literario, Isak Dinesen, recorre una casa y un paisaje junto al hombre que la acompañó en su aventura africana, su criado somalí Farah. Juntos volverán a las estancias de la memoria solitaria de la autora, hermosa y dolorosa a partes iguales».

La semana que viene más, en mitad de las conmemoraciones del centenario del nacimiento de Luis García Berlanga. Hasta entonces, un abrazo. Para cualquier consulta, en Twitter soy @gbelinchon

El PAÍS

Ya somos más de 100.000 suscriptores digitales.

Únete a nosotros para leer sin límites todos nuestros contenidos y para ayudarnos a seguir haciendo el mejor periodismo.

SUSCRÍBETE por 1€

Gracias por leernos

Apúntate a otras newsletters de EL PAÍS

Publicidad

Has recibido esta comunicación porque has solicitado recibir la newsletter de Cine. Para más información sobre el tratamiento de tus datos personales, consulta la Política de Privacidad de los medios Prisa

Si deseas dejar de recibir este tipo concreto de comunicaciones en tu cuenta de correo electrónico tiendasfrikiscineseriestvcomicsjuegos@barcelonafriki.com, puedes darte de baja.

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes acceder a tu perfil para cambiar tus preferencias de comunicaciones, editar o cancelar tus datos.

Si quieres darte de baja de forma definitiva de los medios Prisa, o si quieres ejercer tus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición, limitación y portabilidad puedes hacerlo a través de la dirección: privacidad@prisa.com desde tu cuenta de correo tiendasfrikiscineseriestvcomicsjuegos@barcelonafriki.com.